sábado, 11 de abril de 2015

Elijo tus ojos.

Elijo tus ojos para no morir,
arrastro los pies por
pavimentos de risas.

La causalidad de todos
los enigmas,
el origen de tu corazón
de viento y marea suave.

No puedo ignorar tus
arrestos,
la sinfonía de tu pecho
cautivado y cautivo.

Tus idiomas se deslizan
por mi piel,
el azote suave de tus
labios eriza mi cielo.

Mi camisa la inventó tu
piel egipcia,
mi sonrisa la creó tu
mueca salvaje.

Si existe algo más a
nuestro alrededor,
que olvide su génesis
y su futuro,
su nombre y su sabor.

Nada destruirá nuestros
castillos de arena diamantina,
nuestros sueños de arrugas
y felicidad.

9 comentarios:

  1. Bellisimo tu versar... un placer leerte.
    Reme.

    ResponderEliminar
  2. Sublimes versos Julio.
    Que disfrutes tu domingo!!

    ResponderEliminar
  3. Yo he descubierto a un gran poeta. Muchas gracias por regalarme tu palabra. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Silvia. Para mi es un placer. Saludos.

      Eliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  5. "Tus idiomas se deslizan
    por mi piel,
    el azote suave de tus
    labios eriza mi cielo."
    Eres bueno.

    ResponderEliminar